El sistema de producción agrícola, como variable estratégica, sigue siendo el eslabón perdido del complejo agroalimentario, de la ruralidad y de un ordenamiento territorial. La puesta en agenda de esta problemática demanda un rol más protagónico de nuestra profesión, en términos de diseño curricular, investigación, extensión y docencia (en Revista AgroUns-Julio 2016-Nº 25:12-14)

Ver artículo en PDF

0 Comentarios
Compartir

Enviado al XXV Congreso Argentino Nacional de Suelos. Rio Cuarto.27-06 al 01-07. Córdoba. Argentina

ver póster presentado

El objetivo del trabajo es contrastar los paradigmas de producción agroindustrial y agrosocial en términos de desarrollo humano, seguridad alimentaria y ambiental (actualmente en revisión para publicación)

Resumen

Dentro de una visión que prioriza la integración de las ciencias sociales y naturales, se aborda la ruralidad de Argentina en general y de la región pampeana, en particular. El ensayo remite a una propuesta teórico-metodológica, basada en revisión bibliográfica y elaboración personal. El propósito central es contrastar los paradigmas de producción agroindustrial y agrosocial, por todo concepto. Para ello, se acude a criterios de Economía Ecológica y al enfoque de sistemas. Se presenta una comparación matricial, seleccionando 37 indicadores y 16 variables, en torno a tres ejes conceptuales: el territorio, el desarrollo y la sustentabilidad. Por cada perspectiva, se califican seis atributos, estructurales y estructurantes, de una gestión. Un abordaje del complejo agro-alimentario aparece como el eslabón primario de cualquier estrategia de país enmarcada en un proyecto nacional. El análisis de los paradigmas agrarios resalta la importancia de la calidad de los sistemas productivos, como variable crítica del desarrollo. Frente a la encrucijada civilizatoria del siglo XXI, la reconversión agrícola implica, además, una indelegable responsabilidad política y ciudadana.

Palabras claves: agricultura, paradigmas, sistemas, sustentabilidad, desarrollo.

0 Comentarios
Compartir

 En Argentina y en el mundo la  producción agricola agroindustrial/agronegocio versus familiar/agroecológica es una opción de hierro para abrigar algun futuro previsible a nuestros hijos y nietos. El siguiente artículo  de F. Houtart (2015) fundamenta esa reflexión…

“El término agricultura campesina ha sido discutido. Algunos prefieren hablar de agricultura familiar o de agricultura de pequeña dimensión. Se puede opinar de varias maneras, pero lo esencial es el contraste entre una agricultura organizada de manera “industrial”, en función de la lógica del capital, o una producción orientada por campesinos autónomos con una perspectiva holística de la actividad agrícola (incluyendo el respeto de la naturaleza, la alimentación orgánica, la salvaguardia del paisaje); en otras palabras, una agricultura orientada por el valor de uso versus una actividad agraria basada sobre el valor de cambio. La agricultura indígena corresponde también a estos criterios”.

ver artículo completo

 

0 Comentarios
Compartir

La Grieta, que actualmente se menea, no es la división clásica argentina desde sus orígenes. Esta es inédita y espurea, en más de un sentido. Comienza en 2003 y crece hasta fines del 2015 gracias, entre otras cosas, al alto precio que tuvo la soja. Fue instalada deliberadamente, pretendiendo disimular un saqueo, de las arcas públicas, con el Estado como herramienta. Se implementó a través de una ficción épica presentada, falsamente, como ideológica

Leer más
0 Comentarios
Compartir
Introducción
La Argentina carece de marcos conceptuales, públicos y privados, para ingresar en una senda de desarrollo consistente. En general no hay una visión espacio temporal, tanto de los problemas cotidianos como de los que atañen al futuro. Después de superar los 30 años de democracia continuada, la (in) cultura política se naturaliza en modalidades electoralistas o de corto plazo. No se detecta, asimismo, una evaluación critica del ámbito regional y global,medianamente compartida, como insumo básico para la necesaria elaboración de un Proyectode País.
Revista Estudios Rurales, Vol 5; nº 8: 141-150 (Universidad de Quilmes)
0 Comentarios
Compartir

La política debe ser sustentable y la educación, ambiental. Seria bueno que Davos, ademas de la cuarta Revolución Industrial aborde estos temas. Caso contrario el futuro seguirá a la deriva.

Seremos la generación que de vuelta a nuestra civilización de aquí al 2030?
¿Qué rol elegimos jugar en nuestra comunidad para cambiar la historia de nuestro planeta?

Las ciencias de la sostenibilidad (CS) y las políticas públicas (PP): un nuevo escenario.

Ver artículos relacionados

 

0 Comentarios
Compartir

BUENOS AIRES, 30 dic 2015 (IPS) – Las inundaciones que afectan a cuatro países sudamericanos dejaron en evidencia la necesidad de combatir de manera integrada las causas y los efectos del cambio climático (………)

“Las obras no son obras de cemento, no son megarepresas o megadefensas. No es canalizar los ríos. Trabajar solo la emergencia o para las emergencias es un error”, objetó el ambientalista Jorge Daneri.

“En medio de este desafío está la construcción de una transición para salir del actual modelo simplificador del monocultivo y caminar hacia la agroecología. Se deben atacar las causas”, opinó.

“Las causas están en un modelo productivo que no trabaja sobre los tiempos de la naturaleza sino sobre los tiempos de un mercado que resulta ser demoledor de los ecosistemas”, sentenció.

Ver nota completa

0 Comentarios
Compartir
12347